La razón de los radicales por Wifredo Espina

24 Agosto 2016  Sección; Opinión 1944 votos

No es que los radicales no tengan razón, sino que sus razones no son las de todos. Ni las mayoritarias. Y la convivencia requiere el mayor consenso.

De lo contrario, convivir civilizadamente no es posible. Si un radicalismo, cualquiera, intenta o logra imponerse, estamos en un totalitarismo. La parte pretende dominar al todo.

En algún momento, seguramente, todos hemos sentido la tentación de la radicalidad. De creer, defender y establecer lo que creíamos que era lo mejor. Nuestra razón. Devaluando o ignorando la de los demás.

No era mala intención. Quizás buena o muy buena. Éramos unos beatos de nuestra supuesta bondad, que repartíamos en estampitas de colores. O unos hinchas de nuestra verdad.

Beatos o hinchas, con un falso carisma de infalibilidad, socialmente nos comportábamos como unos malvados. Los otros no contaban. Eran los infieles a convertir. Había que predicar la guerra santa.

Los radicalismos son fermento de cambio, ambición de mejora. Con frecuencia, idealismos venerables. En su dialéctica contrapuesta ayudan a avanzar a la sociedad. A sacarla de su enquilosante rutina, de su aburguesamiento, de su charco oliendo a podrido.

Bienvenidos los radicalismos, en su justa medida. En su específica función revolucionaria. Sin salirse de sus límites, que les marcan el sentido común, el respeto a los otros y las reglas democráticas. Su aportación es buena, siempre que no se empeñen en convertirse en malditos ángeles caídos. 

Tienen sus razones. Pero a razón es de todos. Algunos merecen estatuas en los templos, otros militantes enfervorecidos de sus causas. No líderes iluminados, convencidos de que los dioses están de su parte.

Los dioses de la verdad –social, política, etc. -, como la suerte o la alegría, se distribuye por barrios. Entre todos hay que hacerlo todo. O intentarlo. No con exclusiones ni imposiciones.

La democracia, la mejor regla de convivencia hasta ahora, es de todos. Cuidado con ponerle adjetivos. Antes se inventó la 'orgánica', ahora se invoca la 'radical'. Vamos por mal camino. Si es de todos, entre todos hemos de definirla, aceptarla, organizarla y concretarla, sin vacíos legales, en normas jurídicas de obligado cumplimiento.

Las razones radicales pueden hacer su aportación, pero no pueden imponerse a la totalidad. Los 'ismos' (cada cual ponga aquí el suyo) llevan en el alma esta tentación. Quieren ser 'la razón' de todo y de todos. No entrarán (no merecen entrar) en los reinos de ningún cielo...

REALIDAD & HIPOCRESIA

La realidad de nuestra sociedad actual se centra en un paro elevado, salarios precarios, brecha social, justicia injusta, medios limitados...

La repetición electoral se llama Catalunya.

Para empezar, recapitulemos hechos. Primero. Desde la moción de censura que sacó a Rajoy de La Moncloa, con los votos del...

SIN UN “LORD PROTECTOR” ANTE LAS INCOGNITAS DE UN BREXIT

Desde la época de Cromwell no se había encarnado de nuevo este tipo de figura política tan presente en épocas...

Artículo Periodístico 1.790º: “Neruda y sus dos grandes sombras”.

No es mi costumbre hacer más sangre de la carne, ni más sombra de la negrura. Pero se narran dos...

Elogio a Patricia, madre del “Pescaíto”

Es verdad. No creo, sinceramente, que haya un cariño en el mundo más limpio, más sincero y más desprendido que...

A la final del mundial en sanidad…pero volvimos a caer en cuartos en Educación

La vuelta por vacaciones a España puede ser por partes iguales un placer, o un dolor de muelas. Aquellos que llevamos...

El «huevo de Colón» del conflicto catalán

Manuel Álvarez de Mon Soto, ha sido magistrado, fiscal y funcionario de prisiones. Actualmente ejerce la abogacía. Foto: Carlos Berbell/Confilegal. Manuel...

“Amo a España”, dijo Junqueras (reflexión).

El día 16 de febrero de este año escribí un texto breve bajo el mismo título, pero no pensé que...

Carta abierta a Antonio Román Jasanada y Juan Antonio de las Heras Muela (*)

Acaso, señores, les sorprenda parte de lo que sigue, teniendo en cuenta mi trayectoria de militante/simpatizante del PSOE desde...

Mar Sánchez Sierra CONVIERTE LA PRESIDENCIA DE LA XUNTA con su cargo y acciones en una pirámide de acoso judicial, persecución institucional, amenazas y coacciones utilizando altos cargos de la Xunta contra Miguel Delgado Director de Xornal Galicia y Presidente de Pladesemapesga.


Otros articulos relacionados.....