La pasada semana se celebró una vez más el día de la memoria de las victimas del Holocausto, dicho día fue decidido en Noviembre de 2005 por las Naciones Unidas, durante ese día a lo largo y ancho de todo el planeta se celebran actos y eventos para recordar a las victimas de la barbarie del nazismo. Así el mundo recuerda y homenajea, por que es bien sabido que “un pueblo que olvida su historia está condenado a repetirla”

 

De igual manera, nuestra ciudad no fue ajena a esta celebración y se llevó a cabo un acto de recuerdo organizado por el Ayuntamiento de Ávila.

Es justo y necesario ese reconocimiento, pero a veces se nos pasa por alto, que entre los millones de victimas de aquella locura tambien hubo compatriotas españoles y mas concretamente, y aunque no fueran muchos, algunos abulenses.

Tres de ellos fueron liberados de los campos de concentración de Dachau y Neuengamme, mientras que los dos enviados a Mauthausen fallecieron allí.  Se trataba de Celso Díaz, Enrique González, Daniel Lastra, Nicolás Nadal y Félix Vázquez. Cinco vecinos de la capital a los que hay que sumar a 51 abulenses más de la provincia, parte de los casi 9000 españoles que fueron internados en campos de concentración de la Alemania nazi, la mayoría de ellos excombatientes republicanos que habían huido a Francia tras el final de la Guerra Civil Española.

La obra ‘Libro Memorial. Españoles deportados a los campos nazis’, de Benito Bermejo y Sandra Checa, ponen de manifiesto una realidad hasta ahora olvidada por gran parte de la sociedad y la clase política abulense en estos días en que las instituciones recuerdan a las víctimas del Holocausto.

La gran mayoría de las deportaciones de españoles cayeron sobre personas exiliadas que habían abandonado España en 1939 y que contribuyeron a la defensa de Francia contra la Alemania nazi. La derrota francesa dio lugar a su aprisionamiento en manos del III Reich . Las víctimas republicanas españolas de los campos nazis no lo fueron por azar, sino como resultado de su posición en defensa de la República, derrotada por las armas fascistas, y que las abocó al exilio. Esas víctimas fueron enemigas de Franco y enemigas de Hitler, y por esta condición acabaron siendo deportadas a los campos del Reich. En consecuencia, su reconocimiento debe comportar la identificación de los culpables, desde el régimen colaboracionista de Vichy a la dictadura franquista, que permitió que estas personas fueran puestas en manos de la Gestapo y calificadas como apátridas.

El escenario principal de la eliminación de estas personas, que habían huido de la España de Franco y fueron deportadas, era el campo de concentración de Gusen, un anejo de Mauthausen, situado a 5 km de este campo. En Gusen se llevó a cabo un altísimo porcentaje de asesinatos. Allí es donde murieron, precisamente, los vecinos de Ávila Nicolás Nadal Salcedo, el 28 de noviembre de 1940, tras llegar al campo en el mes de agosto de ese mismo año, y Félix Velázquez Herrero, el 29 de noviembre de 1941, a los cinco meses de ser deportado allí. Mejor suerte tuvieron Celso Díaz Giménez y Daniel Lastra, que fueron liberados del campo de concentración de Dachau en abril de 1945, y Enrique González, liberado por las mismas fechas del más desconocido campo de concentración de Neuengamme.

Quiero desde aquí a través de estas líneas, como ciudadano de a pie de nuestra querida Ávila asi como desde mi compromiso como Coordinador Local de Izquierda Unida rendir mi particular homenaje a esos abulenses que lucharon por sus ideales tanto en su país de origen como en el exilio francés, y que por ello acabaron en uno de los peores infiernos que ha conocido la humanidad, y quiero llamar la atención de las instituciones públicas abulenses para que se hagan eco de su existencia y sean objeto del mismo recuerdo y homenaje que se hace a todas las víctimas de la barbarie nazi.

Emilio Vallejo Herrero.

Coordinador de la Asamblea Local de Izquierda Unida de Avila Ciudad.

SIN UN “LORD PROTECTOR” ANTE LAS INCOGNITAS DE UN BREXIT

Desde la época de Cromwell no se había encarnado de nuevo este tipo de figura política tan presente en épocas...

Artículo Periodístico 1.790º: “Neruda y sus dos grandes sombras”.

No es mi costumbre hacer más sangre de la carne, ni más sombra de la negrura. Pero se narran dos...

Elogio a Patricia, madre del “Pescaíto”

Es verdad. No creo, sinceramente, que haya un cariño en el mundo más limpio, más sincero y más desprendido que...

A la final del mundial en sanidad…pero volvimos a caer en cuartos en Educación

La vuelta por vacaciones a España puede ser por partes iguales un placer, o un dolor de muelas. Aquellos que llevamos...

El «huevo de Colón» del conflicto catalán

Manuel Álvarez de Mon Soto, ha sido magistrado, fiscal y funcionario de prisiones. Actualmente ejerce la abogacía. Foto: Carlos Berbell/Confilegal. Manuel...

“Amo a España”, dijo Junqueras (reflexión).

El día 16 de febrero de este año escribí un texto breve bajo el mismo título, pero no pensé que...

Carta abierta a Antonio Román Jasanada y Juan Antonio de las Heras Muela (*)

Acaso, señores, les sorprenda parte de lo que sigue, teniendo en cuenta mi trayectoria de militante/simpatizante del PSOE desde...

IGUAL QUE SECTOR ESTATAL, SEVERAS DEFICIENCIAS OBSERVADAS EN CONTRATACIÓN PÚBLICA POR TRIBUNAL DE CUENTAS EN DETERMINADA…

Informe nº 1334, con 222 páginas, Sector XII, destacando deficiencias con carácter general; mínimos de concreción razonables; ni tampoco, acreditación...

La Constitución monárquica, un contrato de préstamo que finaliza.

¿Firmaría usted un contrato de préstamo en el que se dijera en letra grande lo mismo que pasa desapercibido porque...

Mar Sánchez Sierra CONVIERTE LA PRESIDENCIA DE LA XUNTA con su cargo y acciones en una pirámide de acoso judicial, persecución institucional, amenazas y coacciones utilizando altos cargos de la Xunta contra Miguel Delgado Director de Xornal Galicia y Presidente de Pladesemapesga.


Otros articulos relacionados.....